Plurinacional

Bullrich y su inconstitucional Protocolo Antipiquete

Ocho días desde la asunción de Javier Milei como presidente de la Nación, la situación económica del país empeora y de libertad no hay nada.

En los primeros días, el presidente de la Nación dio a conocer las medidas económicas de la mano del Ministro de Economía, Luis Caputo. Medidas que los único que hacen es destrozar al pueblo, pero no conforme con lo que genera esta situación el pasado jueves por la tarde la Ministra de Seguridad Patricia Bullrich, anunció las nuevas políticas para el «Protocolo antipiquete», que en realidad es un protocolo represivo.

Las medidas económicas anunciadas castigan de manera descomunal al pueblo trabajador y no es casualidad que las de seguridad que anticiparon son la manera de frenar cualquier clase de descontento ante el panorama que presentó esta primera semana de mandato.

El bochornoso y anticonstitucional Protocolo de Bullrich prohíbe los cortes de calles y rutas, cualquier protesta podrá ser “desalojada” por las fuerzas represivas del estado y, en este contexto, entran en juego las cuatro fuerzas federales: policía federal, gendarmería nacional, prefectura y policía de seguridad aeroportuaria. Las misas estarán habilitadas para intervenir en caso de bloqueos de caminos, piquetes y protestas. A esto se suma también el servicio penitenciario.

Además, se  registrarán los datos de «los autores, partícipes, cómplices o instigadores y de donde sale la organización de las protestas». También habla de sanciones que hacen referencia a los gastos vinculados a los operativos de seguridad. Por ello se les enviará la factura a las organizaciones o individuxs responsables. Es decir,  el Estado no va a pagar por el uso de las fuerzas de seguridad, lo pagará el pueblo, que además de ser reprimido, recibirá una factura por los gastos de las fuerzas represivas. ¡Insólito, es poco!

La flamante ministra, que en campaña electoral supo insultar al ahora presidente Milie, también dijo que “se empleará la fuerza suficiente y será graduada en función de la resistencia”. Llamó a las provincias a hacerse parte de este protocolo según en sus palabras para defender a los ciudadanos.

Estas medidas intentas que la resistencia y la lucha que siempre se ha dado en las calles se vea paralizada. Pero,  siempre habrá formas de reinventar la protestas, de resistir la violencia de las fuerzas represivas y encontrar métodos para demostrar el malestar frente al las medidas saqueadoras que impulsa Milei. Medidas, que pese a estos intentos de detener la protesta, llevarán al pueblo a las calles, esas donde se conquistas derechos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba