«Nos han dado casas para animales, porque solo tienen cuatro paredes y nada más»

En abril de este año, el gobierno provincial entregó, con bombos y platillos, 111 viviendas del Plan Solidaridad a familias de la ciudad de San Luis. Este barrio, ubicado al suroeste de la ciudad fue destinado a 65 madres solteras y 382 niñxs.

En ese momento, el gobernador Claudio Poggi dio un discurso expresando que la profunda emoción que las madres sentían por las nuevas viviendas, era la misma que él sentía por poder entregarlas. 6 meses después, el actual jefe de gobierno parece haber olvidado la profunda emoción que ese día lo embargaba, ya que ni él ni la ministra de vivienda, Cecilia Lucero, escuchan los reclamos de lxs vecinxs que manifiestan la imposibilidad de vivir dignamente en viviendas que tienen rotura de caños que le impiden tener agua potable, hundimientos de posos negros, techos que en los días de lluvia se «llueven mas adentro que afuera», cerraduras que no sirven, entre otros problemas.

Para poder visibilizar el reclamo, lxs vicinxs cortaron la ruta, razon por la cual se hizo presente Gabriel Pellizo, del Subprograma Soluciones habitacionales, prometiéndoles membranas para todas las casas. La promesa fue solo engaño, cuando lxs vecinxs recibieron 14 membranas para las 111 viviendas. A causa de esto y ante la ausencia de respuestas de la ministra de viviendas, lxs vecinxs retomaron este sábado 23 de octubre el corte de ruta, que fue disuelto por presencia policial, quien abruptamente desarticuló el justo reclamo de lxs vecinxs.

De no tener concretas soluciones en estos días, lxs vecinxs prometen tomar medidas de fuerza más duras, entre ellas, parar las obras de construcción de las viviendas aledañas al barrio. Medida última que emplearán para que el gobierno provincial solucione el problema que lxs aqueja.

Para conocer más en detalles la situación, hablamos con Soledad y Marcela, vecinas del Barrio Solidaridad – 111 Viviendas:

Soledad:

Marcela:


HACETE SOCIE Colaborá para sostener un medio, Alternativo, popular, comunitario, feminista y disidente. Hace click AQUÍ